Una de cal y otra de arena de Martial dan un empate clave

By
Updated: octubre 21, 2015
Así marcó Martial el 1-1

El Manchester United no pasó del empate a un gol en su visita al CSKA de Moscú en un partido espeso de los de Van Gaal. Inoperantes durante la primera parte y dominadores pero sin fluidez ofensiva en la segunda, un gol de cabeza de Martial equilibraba un gol que él mismo había facilitado concediendo un penalti de forma muy cándida.

En el once, dos ausencias destacadas: la ya repetida de Memphis, otra vez relevado por Martial,  y la de Mata, del que Van Gaal ha dicho que necesita descanso. Su lugar lo ha ocupado Lingard, realizando su debut en la Champions League y con una oportunidad de oro para hacerse un hueco en los planes del entrenador holandés. Así sumando el relevo de Valencia a Darmian, los elegidos fueron De Gea bajo palos; Valencia, Smalling, Jones y Rojo en defensa; Schweinsteiger y Schneiderlin en el doble pivote; Lingard, Herrera y Martial en el enganche y Rooney en punta.

UN PENALTI PARA IR A CONTRACORRIENTE

El partido se torció desde el inicio. Pasados los primeros minutos de tanto al cuarto de hora los Red Devils ya se vieron por debajo en el marcador. Martial pecó de inocente con una mano clara dentro del área que el árbitro castigó justamente con penalti. De Gea volvió a demostrar su genio deteniendo el lanzamiento de Eremenko pero Doumbia se adelantó a todo el mundo para pescar el rechace y fusilar al meta español.

La reacción no fue la debida y por mucho que el balón fuera del United, el CSKA tenía suficiente con plantar dos líneas de cuatro por delante de la frontal para no sentir peligro. Lejos de eso, los rusos tuvieron dos claras opciones para marcar el segundo: en el 26’, un centro de Fernandes desde la derecha se paseó por el área pequeña sin encontrar rematador. Poco después De Gea ha tenido que hacer un paradón marca de la casa a disparo de Musa para evitar el segundo.

VAN GAAL MUEVE EL BANQUILLO Y MARTIAL DECIDE

Pintaban bastos y Van Gaal decidió mover el banquillo en el descanso. Schweinsteiger fue la víctima, ya que no volvió del vestuario en detrimento de Fellaini. Cambio de cromos y de dibujo, abandonando el 4-2-3-1 por un 4-3-3 con el belga incrustándose en la línea de medios para recibir en ataque y para acumular hombres en defensa una vez los locales superaban la primera línea de presión.

El partido siguió igual hasta que en el 65’ Martial reparó su error de los primeros compases con un cabezazo inapelable a centro de Valencia. El United se metía de nuevo en el partido en el momento justo, con 25 minutos por delante para consumar la remontada.

PUNTO DE ORO PARA SOÑAR CON LOS OCTAVOS

Blind por Rojo, justo antes de 1-1 y Memphis por Lingard a falta de diez minutos fueron los otros dos cambios de Van Gaal, buscando descaradamente dar más profundidad al equipo. El control del balón era indiscutiblemente de los de Manchester, pero faltaban ideas en ataque, ideas que se limitaron al golazo de Martial y a un balón suelto al que Akinfeev llegó para rechazar antes que Fellaini para remachar.

El CSKA prefirió mantener un punto que perder los tres y supo sufrir para lograrlo. Tras el empate, el United iguala con el CSKA con 4 puntos, a dos del líder Wolfsburgo mientras el PSV queda colista con tres. Por tanto, los Diablos Rojos alcanzan el ecuador de la fase de grupos de la Champions con un grupo totalmente abierto, en el que tanto la primera como la última posición final son totalmente posibles. Tocará por tanto ser más certero en las tres jornadas que quedan. La próxima, el 3 de noviembre en Old Trafford ante el mismo rival que este miércoles.

SIGUE A TODOMANCHESTER EN TWITTER

SIGUE A TODOMANCHESTER EN FACEBOOK

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>